WEKO-ESC

Aplicación de polvo especialmente uniforme y precisa

El sistema de aplicación de polvo WEKO (WPA) WEKO-ESC está específicamente adaptado a las elevadas exigencias de las instalaciones más modernas para huecograbado y de flexografía, fabricación de láminas y aplicaciones especiales. El WEKO-ESC es un concepto de instalación de estructura modular, formado por los componentes WEKO-AP (series AP200, AP300, AP900) y WEKO-Electrostat-C.

Así funciona

En primer lugar, la banda de material se conduce por el dispositivo de ionización. Allí se eliminan las cargas electrostáticas, a fin de posibilitar una pulverización uniforme, independientemente del clima y de la carga electrostática. A continuación, se procede a la pulverización en el interior de la cámara de pulverización encapsulada. El sistema de aspiración de polvo (PAS) se encarga de mantener el aire limpio. A la salida de la banda de material de la instalación, se efectúa una nueva descarga por medio de barras de ionización.

Polvo con dosificación ultrafina

El sistema de dosificación PMS permite realizar incluso modificaciones mínimas de la cantidad de forma exacta y reproducible. El ajuste del formato y la adaptación de la cantidad de polvo a la velocidad y la anchura de la banda de soporte tienen lugar de manera semiautomática. Además, gracias a la Variobox® (en AP200 y AP300) resulta posible el cambio rápido de los tipos de polvo. Los distintos modelos WEKO-ESC están diseñados para distintas cantidades de polvo y están disponibles con hasta 48 boquillas (AP900) y una anchura de la banda de 4 metros.

Sus ventajas

  • Cantidad de aplicación exactamente definida con un amplio rango dinámico, reproducible en todo momento
  • Aplicación uniforme de polvo mediante sistema de ionización
  • Tres modelos a escoger (anchura máxima de 4 m, hasta 48 boquillas)
  • Variobox® incluida de serie en la mayoría de los modelos
  • Aspiración de polvo integrada (PAS)
  • Sistema de dosificación PMS con función de preselección

 

  • La acumulación mínima de polvo apenas exige esfuerzo de limpieza
  • Adaptación semiautomática del formato y de la velocidad
  • Reducción considerable del consumo de polvo
  • Facilidad de manejo y mantenimiento
  • Larga vida útil